septiembre 27, 2013
Inauguramos nuevas instalaciones del INVAP, el CEATSA en Bariloche
La verdad que me siento muy orgullosa de poder ser la Presidenta de la renovación generacional científica que se merece la Argentina y que nos merecíamos seguramente todos.
Bariloche_crsitina_37523

 

La Presidenta Cristina Fernández de Kirchner en la sede de INVAP en Bariloche donde lanzó el plan nacional integral “Argentina Aeroespacial” y el centro de ensayos de alta tecnología, donde se están desarrollando tres satélites, dos de telecomunicaciones y otro de observación. Videoconferencia con Vedia y Balcarce Provincia Bs. As. 27 de septiembre de 2013.

MÁS FOTOS

Muchas gracias, muy buenas tardes a todos y todas, están en todas partes estos pibes, gracias,  “Cacho”; Otegui, gerente general del INVAP; señor Gobernador de la provincia, Alberto Weretilneck; Martín Buzzi, de Chubut, Miguel Pichetto; Ana María Pechen, vicegobernadora de Neuquén; Intendentes; Intendenta de Bariloche: la verdad que me parece que hay algunos que no me quieren ver en calzas porque me regalan chocolates y si me como todos esos chocolates voy a ser… bueno me los puedo poner igual, pero se verán menos estéticas, digamos.

 

 

La verdad que – como dice la canción – hoy es un día perfecto porque, primero, en Vedia inaugurando esta Escuela Técnica. Vedia tiene para mí y tenía para Néstor un lugar especial en su corazón, de Vedia era uno de sus mejores amigos, que ya no está, que fue compañero suyo en la Facultad, que siempre lo recordaba y se emocionaba cuando lo recordaba. Y hoy estar inaugurando allí la Escuela Técnica No. 1, que compartimos con Mariel, con Iván, con el ministro de Educación, con Alberto Conocchiari, el Intendente de Vedia, una obra muy importante de más de 10 millones de pesos. Es algo muy importante porque viene con este plan de escuelas, que ya estamos llegando a 1.800 y ya vamos a superar las 2.000 prontos y que constituye – como todos ustedes saben – la base de un país, la educación; un país que destinaba muy poco a la educación y que hoy destina 6,50 por ciento de su PBI, un PBI sustancialmente más alto que en el 2003 a la educación.

Por eso hay  CONICET, por eso hay escuelas, por eso hay universidades, por eso hay mejores universidades en todas partes, en fin estamos contribuyendo en Vedia también a que haya técnicos, que después puedan venir tal vez aquí, a Bariloche, o a distintas partes del país para agregar valor a través de nuestros recursos humanos a cada uno de nuestros productos y además poner esta innovación y tecnología, que es lo que nos va a dar mayor competitividad como país.

También inaugurando, con el señor de la fábrica de hielo también, que es un personaje y proveedor de YPF también, una obra que es el camino de circunvalación de Balcarce, más de 30 millones de pesos, que además, obviamente, evita que los camiones ingresen a la ciudad y permite que el tránsito de los productores agropecuarios, de los campos o de los silos vaya directamente al pueblo de Quequén, como recién explicaba el Intendente Echeverría.

También dos importantes obras para los patagónicos, como son los dos gasoductos, a través de los lux, que vamos a hacer y que es una inversión de 392 millones de pesos entre los dos gasoductos. Son las interconexiones que se hacen a través de los denominados lux, en el Gasoducto Cordillerano Patagónico y el Gasoducto San Martín. Me gustaría que vieran los mapitas para que observaran que es lux, pero son gasoductos que hacen pequeñas conexiones, como si fueran una curvita y que esa pequeña curvita, en un caso de 30 kilómetros, sumadas todas las conexiones; 49 kilómetros de lux en el Patagónico, dividido en cuatro tramos permite que 266 mil habitantes de nuestra patagonia tengan gas. ¿Y saben qué? El gas viene de la Patagonia y hay patagónicos que todavía no tienen gas, esa es la verdad.

Esto es de lo que yo hablaba, ayer, en Misiones. A Misiones le pasaba algo parecido, estaba al lado de Yacyretá, al lado de una de las obras energéticas más importantes, la más importante de la Argentina y había pueblos que no tenían la interconexión eléctrica, a los patagónicos nos pasa lo mismo. En este país que fue construido de manera radial, unitaria, todo hacía el centro, nos llevaban los recursos (gas, petróleo, hidroeléctrico) para el Norte y nosotros sin gas y sin energía. Hace pocos días interconectamos a Río Gallegos con el Sistema Interconectado Eléctrico Nacional. Y la verdad que está conectada la Argentina, desde la Quiaca hasta la punta del continente y esto nos pone realmente muy felices.

Estos 266 mil patagónicos viven en lugares concretos, tal vez muchas veces desconocidos para los argentinos, son trece localidades en la hermana provincia de Chubut: Río Mayo; Alto Río Senguer; José de San Martín; Gobernador Costa; Río Pico; Corcovado; Teca; Trevelin, Esquel, Leleque;  El Maitén; Cholila y el Epuyén. Algunos conocen más Cholila por el restaurante que tenían en Puerto Madero, pero hay un pueblo que se llama Cholila y que está acá en la Patagonia y que ahora va a tener gas.

Y acá en Río Negro son siete las localidades: Ñorquincó; Pilcaniyeu; Comallo; Onelli; Ingeniero Yacobucci, El Bolsón y Bariloche también, señores. Se imaginan, además, el altísimo impacto económico en una industria sin chimeneas, como es el turismo, que no es solamente calidad de vida para quienes viven acá, sino adelanto económico, incremento de la actividad económica, potencialidades. Lo mismo que también en Neuquén en tren maravillas turísticas, tres localidades de Neuquén: Villa La Angostura; San Martín de los Andes y Junín de los Andes.

 

cristina_kirchner_invap_1_bartoliche_27092013_aa_12544

 

Y fíjense ustedes lo difícil que era para nosotros los patagónicos, y lo voy a decir con la  verdad, como siempre hablo, que nos hicieran estas inversiones. Porque claro son 392 millones de pesos, que invertimos en 266.000 personas. Quienes en la cabeza tenían un container de votos, en lugar de un lugar de soberanía preferían meter los 392 millones de pesos en algún otro lado donde se viera, luciera y hubiera millones. Pero cuando uno piensa en el país, cuando uno es argentino y conoce el mundo y además los países altamente desarrollados ve que son desarrollados no porque tengan dos o tres grandes centros urbanos o dos o tres grandes ciudades, sino porque todos – hasta el último pueblo – es importante para su gobierno. Y esto es ser un país desarrollado económica, intelectualmente y también en materia de soberanía.

Por eso no es una obra más, esta obra que hemos firmado hoy, la interconexión. Pero bueno, el motivo además de haber venido, hoy es muy especial, porque estamos en un lugar muy especial, estamos en el INVAP, este orgullo de los argentinos. “Cacho” recién decía que era allá por el año 2003, cuando Néstor llegó al gobierno apenas 311 empleados y hoy son 1.111 empleados, pero yo te doy otro dato: antes facturaban 30 millones y ahora están facturando 200 millones de dólares. Esto que no se les olvide, son las políticas.

Yo soy una loca de la ciencia y la tecnología, nunca entendí una pepa de química, ni pienso ponerme a estudiar, quédense tranquilos, pero me fascina todo lo que sea la ciencia, desde la ciencia dura, durísima, que es esta de radares, de satélites, de lanzadores, hasta la ciencia de la vida, como es la biotecnología, que también permite agregar mucho valor y darnos innovación tecnológica.

Pero yo quiero que los argentinos sepan lo que estamos haciendo hoy aquí, para que mañana nadie hable si tenía un collar, si la onda se me había caído a un costado, si tenía botas. Por favor yo le pido a todos que le muestren a los argentinos lo que hoy hemos inaugurado, esto que está aquí atrás mío, y que es el Centro de Ensayo de Alta Tecnología S.A., CEATSA, que es una asociación entre el INVAP, que ya estaba en el 2003, pero que como decía él, pasaban momentos difíciles los científicos en ese año, los que quedaban en el país.

Como muestra de ello, si se me permite una digresión voy a contar un regalo, que me hizo la intendenta, que es una artesanía, hecha por una firma que quiero nombrarla, es una firma que se llama Flor Andina. Ustedes dirán:”son artesanos”. Es una hoja, viste vos “Cacho” no sabías. Esta es una hoja, bañada en oro, que me acaba de regalar la Intendenta y todos pensarían que es una obra artesanal, hecha por artesanos, esos  artesanos maravillosos que hay aquí en Bariloche, en El Bolsón, en toda la Patagonia. No, son científicos que en la década de los 90, cuando los mandaban a lavar los platos, no fueron a lavar los platos, sino que se tuvieron que dedicar a estas cosas para poder sobrevivir y seguir bancando su vocación de científicos, al mismo tiempo que sobrevivían porque tenían que seguir ganándose su vida.

Lo voy a guardar como un símbolo de resistencia, esto es un símbolo de resistencia de los que hicieron el aguante cuando los mandaban a lavar los platos, cuando no le importaba el desarrollo científico del país a nadie.

Para mí es un orgullo y estamos en este lugar porque a un hombre – que ya no está entre nosotros – se le ocurrió, allá por julio del 2005, crear una empresa como es ARSAT. Él lanzó, en el año 2005, ARSAT, que fíjense qué cosa, una Argentina que estaba renegociando su deuda, el tipo estaba pensando también, perdón el hombre estaba pensando también… No, el tipo estaba pensando también en la ciencia, él no alcanzó, eran tantas las cosas que tenía que hacer que por ahí no tuvo tiempo de hacer el ministerio de Ciencia y Tecnología, que yo después tuve el orgullo de poder crear durante mi primera presidencia. Pero él era un hombre absolutamente jugado con la ciencia de su país porque sabía que ahí estaba el desarrollo.

Y por eso fundó ARSAT, pensó ARSAT, junto a sus colaboradores, en el año 2005, cuando estaba renegociando al mismo tiempo la deuda, la reestructuración de deuda.

Y vos decías “Cacho” que no somos un país de tradición tecnológica, no nos dejaron ser un país de tradición tecnológica porque lo éramos y uno que se pone a pensar lo que yo acabo de inaugurar – para que lo sepan todos los argentinos – hoy acabo de inaugurar el satélite ARSAT, número 1, creado por muchos de estos hombre y mujeres científicos argentinos, que están sentados aquí al lado mío. Hay ingenieros en sistema, ingenieros químicos, técnicos. Por esto le decía a Iván y a Mariel que está es la salida, este ARSAT, que ya está terminado y ahora entra en el banco de pruebas, que es lo que inauguramos también hoy. Así como hace un tiempo me habrán visto subida a un simulador de vuelo en Aerolíneas Argentinas. A Aerolíneas Argentinas también la habían desmantelado, supo ser modelo en América latina, teníamos los mejores simuladores de vuelo y cuando la tomamos no quedaba nada, ni el gato: deuda y gente que tenía que conservar su trabajo y teníamos que conectar sí… ahora los compañeros que la están conduciendo y la están haciendo con muchísimo patriotismo y por eso muchos veces los atacan. Porque la verdad que hay gente que parece que prefiriera lo extranjero a lo nacional.

Y yo decía de aquellos simuladores, y lo que hoy estamos haciendo, además de inaugurar este satélite, que va a servir para la televisión satelital, para la radiofonía, telefonía y banda ancha. Tenemos también en construcción ya el ARSAT, número 2, y hoy hemos firmado el ARSAT, número 3, pero además inversión, en total, en todo lo que es satélites, lanzadores, infraestructura más de 8 mil millones de pesos, pero además, hoy, estamos inaugurando el banco de pruebas. Porque, luego, este satélite que va a ser puesto en el espacio necesita ser sometido, como todos, a un banco de pruebas, de presión, de movimiento. Hay una cosa que parece el zamba, que se mueve para todos lados, lo mueven a velocidad para ver si resiste las velocidades, lo van a poner dentro de una cámara térmica para ver si resiste todas las temperaturas.

 

Bariloche_crsitina2_39334

 

Alguien me decía la inversión que tuvieron que hacer en refrigeración, 600 millones, ¿me dijeron algo así? No está el técnico, pero había dicho una inversión para esa cámara de refrigeración de casi… ¿6 millones? Se me fue un poquito la mano, no importa. Bueno, soy así un poquito exagerada, pero en total toda la inversión que hemos hecho para el Tronador, para los dos satélites que van a medir también la humedad, entre otras cosas para que se entienda. ¿Cómo se llama, Barotto? Se llama Saocom, uno A y otro B, me dijo. ¿No es cierto? Con esos Saocom, con esos satélites vamos a medir la humedad de la tierra no solamente en la Argentina, sino también podemos hacerlo en todas las otras regiones. ¿Qué permite esto? Sirve para la agricultura, sirve para la forestación, sirve para prevenir incendios, sirve para darle mayor valor agregado y que nuestra gente que produce y que invierte en la tierra tenga previsiones científicas acerca de lo que le puede venir de la naturaleza.

Y el Tronador, que vamos a lanzarlo desde Bahía Blanca, y además este Centro, que estamos inaugurando hoy, porque antes los satélites teníamos que ir a probarlos a Brasil, pero la calidad de este satélite – que hoy estamos haciendo – no lo podríamos hacer en Brasil, tendríamos que haberlo llevado a Francia. ¿Qué decidimos entonces? Como decía “Cacho”, esto no va a ser para un satélite ni dos, sino que es una política de Estado porque queremos ser proveedores de alto material tecnológico, en materia satelital, radares, lanzadores, tenemos nuestro propio banco de pruebas, que hoy estamos inaugurando y que – les aseguro – cuando uno está allí y seguramente van a ver las imágenes más tarde, tiene la sensación de estar en la NASA. Y digo esto con el prejuicio que significaría decir: “bueno, no nos sentimos capaces los argentinos de hacerlo”. Y yo creo que algo de eso hubo en la Argentina, desde afuera y desde adentro. Porque la Argentina había alcanzado un gran desarrollo.

A mí me tocó estar, hace pocos días, en la ONU, lo recordaba “Cacho”, discutiendo la cuestión Siria, discutiendo las armas, discutiendo la industria armamentista, pero  nuestro país también había desarrollado grandes recursos en materia de defensa y capaz que esto lo sabe Miguel, Argentina y sus recursos humanos, sus Fuerzas Armadas habían…esto mañana me va a valer alguna editorial seguramente en contra, pero lo voy a decir porque lo tengo acá en el corazón desde hace mucho tiempo y tenía necesidad de decirlo.

Nuestras Fuerzas Armadas y nuestros científicos había desarrollado un misil tierra-tierra que se llamaba “Cóndor”, que tenía un alcance de  más de 1.000 kilómetros, en Falda del Carmen y, bueno, por esas cosas fuimos obligados a desmontarlo y la verdad que nosotros no teníamos vocación de hacer armas de guerra.

Yo lo dije por convicción y lo sigo sosteniendo, pero ¿saben qué? Creo que en el fondo no era tanto el arma de guerra lo que le pareció molestar a algunos, sino que alcanzáramos un alto desarrollo tecnológico  que nos tornara competitivos como vamos a ser con satélites, con reactores nucleares, que nos ha tocado muchas veces perder una licitación, no perderla, ganarla y no ser adjudicada porque se la habíamos ganado a una potencia de primer orden como nos pasó en Europa y todos sabemos.

Por eso digo que lo que hoy estamos inaugurando aquí, es soberanía además de alta tecnología, contenidos nacionales, hechos por argentinos y también una renovación generacional. “Cacho” de hablaba…porque acá nos asociamos en el mismo satélite, no sé porqué razón, pero yo me encontré, como ya lo he dicho en otras oportunidades, pero esta vez más, porque cada vez que vengo veo más jóvenes, técnicos, ingenieros, ingenieras más jóvenes en la CONAE, en el INVAP, en el Balseiro.

La verdad que me siento muy orgullosa de poder ser la Presidenta de la renovación generacional científica que se merece la Argentina y que nos merecíamos seguramente todos.

Y hablando del señor que me acordé que era proveedor de YPF, el del hielo, que me dijo, que me pasó un aviso, no sé si querrá que le diga algo a Galuccio, proveedor de YPF, hoy escuchaba, alguien me comentaba porque yo no escucho radio a la mañana, leo los diarios y ya con eso me alcanza y me sobra, bueno, una persona que tiene un poco más de tiempo que yo, escucha la radio y yo le pregunto, bueno, qué dijeron, qué están diciendo. Y había un señor en la radio, que ya se imaginarán de quién es, criticando a YPF, diciendo que YPF privatizada, YPF racionalizada era mucho más ineficiente que la YPF cuando estaba en manos privadas, criticando a YPF que se producía menos gas, que se producía menos petróleo.

Justamente ayer el ingeniero Galuccio nos alcanzaba el aumento de la producción tanto en gas y petróleo. Y claro, fueron tantos años sin inversión y fue tan alto el crecimiento de la actividad económica de la Argentina, que todavía nos falta, pero también es bueno y algún día hay que mostrarlo Julio y lo vamos a mostrar, que el gas que nos falta, si uno lo pudiera medir, es el gas que se vendió durante la década de los 90 a la hermana República de Chile a precios irrisorios.

Vamos ha hablar las cosas y ha llamarlas por su nombre: claro porque acá nadie consumía gas, para qué si no había producción, no había industrias ni había fábricas; entonces, se vendía a un precio bajísimo aquí que se cobraba en la Argentina, acá me apuntó el ministro de Planificación, acá, durante la década de los 90, tan añorada por algunos, tan orgullosos de ella y tan nos…No, no, siempre hay gente que le fue bien, ojo, aunque a la mayoría le haya ido mal, vendían el gas argentino que hoy nos falta a 2 dólares y en Santiago de Chile lo vendían a los residentes chilenos, a los ciudadanos chilenos o a los empresarios chilenos a 29 dólares. Y temo o sospecho, que muchas de las empresas que lo compraban acá, a 2 dólares, eran los mismos…no sé, sospechas que tengo, algún día lo voy a investigar un poquito más. No, no mal pensada soy, ¿no?, de mal pensada, lo vendían a 29 dólares.

Si uno mide todo ese gas que se transfirió casi gratuitamente en términos de valor a la hermana República de Chile, es el gas que hoy nos está faltando a los argentinos. Para decirlo con todas las letras y para que se enteren. Yo creo que lo saben, lo que pasa que los patrocinadores, en fin, son siempre patrocinadores.

Pero fíjense, mientras hoy un periodista argentino decía que era mucho mejor la YPF privatizada, en una revista española que aparecía también hoy, viernes 27 de septiembre de 2013, en la revista española “Extensión”, “YPF rosa el récord en Bolsa al año y medio de expropiarse”. Es la verdad, es raro que una empresa haya alzado los valores en Bolsa si realmente está dando pérdidas y le está yendo tan mal o haya podido salir después de más de una década al mercado y de haber conseguido 150 millones de dólares a una tasa muy conveniente.

Pero hay más que dice este periodista: “La subida de YPF en Bolsa, es algo agridulce para Repsol; la antigua filial está demostrando que puede volar sola”. Esto lo dicen los españoles.

Dice: “La antigua filial del grupo español, ha superado ampliamente el valor que tenía al momento de la nacionalización y está rosando máximos históricos. Repsol también ha recuperado el valor que perdió”. Así que, yo creo que esto va a ser conveniente para todos nosotros. “YPF cotizaba ayer –se refiere al día de ayer- a 189 pesos argentinos por título frente a los 116 con los que acabó la jornada del 16 de abril de 2012 cuando decidimos la recuperación de la soberanía hidrocarburífera”. El artículo sigue siendo muy laudatorio de cómo se recuperó YPF.

Un español, un español que debe está sufriendo y realmente que sabemos cómo sufren hoy España por estrangulamiento de la deuda, los ajustes y lo que tanto nos tocó vivir a los argentinos.

Le voy a enviar este recorte al periodista porque, además, a lo mejor estoy segura que no lo leyó. Seguramente leyó algún otro editorial que le escribió alguien sin tener los datos. Pero seguramente, el ingeniero Galuccio la semana va a dar un pormenorizado informe para todos los argentinos de cuántos equipos están hoy trabajando en YPF y lo que hemos logrado recuperar. Que falta mucho, ¡y cómo no te va a faltar mucho, si se la llevaban toda y no te dejaban nada acá!

¡Cómo no nos va a falta mucho! Aerolíneas Argentinas, que lo único que encontramos fueron empleados y deudas porque no había ni aviones ni edificios ni nada.

Así, así recibió Néstor la Argentina en el año 2003. Y estar hoy aquí, en Bariloche, terminando el primer satélite geofísico comunicacional, que además, si no lo hubiéramos hecho, porque no es que se le ocurrió de locura, si no hacíamos esto, perdíamos las 2 órbitas espaciales que te tocan por país. No es que a uno se le ocurre lanzar un satélite y bum lo larga por cualquier lado; no, el espacio está asignado por convenciones internacionales y nosotros teníamos 2 órbitas espaciales, que son las que tenemos actualmente. Si no comenzábamos a hacer esto, las perdíamos, la Argentina se quedaba sin espacio, no político, sin espacio en serio, sin espacio arriba.

Y, entonces, hoy que estamos inaugurando esto, quiero decirles que además, solamente hay 2 países en América que están produciendo esto que inauguramos hoy: uno, es Argentina y, el otro, es Estados Unidos de Norteamérica. Yo comparo porque vieron que se pasan comparando, pero la verdad que yo me sentiría muy orgullosa también que hoy tuviera y me gustaría que también otros países hermanos de Latinoamérica pudieran tener las mismas oportunidades.

Y lo vamos a hacer, porque vamos a trabajar fuerte también con Brasil en el Tronador, como lo estamos haciendo, como lo acordamos con Lula y también lo vamos a hacer…

Pero lo importante es saber, argentinos, lo que somos capaces de hacer y lo que estamos haciendo. No solamente con palabras, sino con realidades.

Hoy, estamos inaugurando este maravilloso satélite comunicacional, único realmente y también este banco de pruebas que además, también, es el más alto, me decía hoy uno de los chicos que me guiaba y donde están los escáners, bueno no soy científica. ¿Por qué tan alto? “Si es el más alto –me dijo- ¿del mundo?” Me dijo el escáner, ¿vos dijiste? No seas mentiroso porque mañana te mato si…Porque mañana sabés lo que te dije…vos ya sabés quiénes son los que te dije, ¿no?, dicen “dijo que era el más alto y mentira, hay uno que mide 2 centímetros más”. El lo dijo, mírenlo, así que, que levante la mano, lo dijo él.

La verdad y además, me explicó, porque yo pregunto todo, bueno, él me explicó todo, está ya a punto de ingresar el satélite dentro del banco de presión, que va a estar 45 días ahí sometido al vacío, al vacío que tiene el espacio, con distintas temperaturas y me explicaba, una vez adentro, lo van a ver en las imágenes, es como la hueveras estas que ponen en las radios para el tema del sonido y me explicaba también…sí, sí, parecen las hueveras de las radios, algunos que son pobres y las tienen en serio como en hueveras, yo he estado con una radio de esas en Santa Cruz, bueno, y acá tienen todo un sistema de conos especialmente diseñados con un material también diseñado por una compañía argentina, es también producción argentina, con una goma espuma, pero decía que no era una goma espuma, era una cosas mucho más tecnológica, producida también en la Argentina.

Porque uno de los desafíos más grandes que tenemos, es además, el alto valor agregado sea íntegramente nacional, que el desarrollo sea altamente industrial porque tenemos algunos cuellos de botella en otros sectores industriales donde al haber habido un algo grado de extranjerización en la economía, nos dejaron los segmentos para hacer en la Argentina de mayor valor agregado y para terminar el producto final, se imaginarán de qué industria estoy hablando, teníamos que estar importando las autopartes que son de mayor valor agregado. Por eso estamos con una política muy fuerte también de exigir a todos los sectores industriales de la República Argentina que inviertan en innovación tecnológica para que la cadena de valor permita tener mayor competitividad y seguir profundizando el modelo de desarrollo de reindustrialización del país.

Hoy, me siento muy contenta porque hemos dado un paso importantísimo. Esto que parecía increíble, si uno lo piensa en el año 2005, piqueteros, la deuda, los buitres, bueno, los buitres siguen, y todo. Y yo pienso que tal vez, cuando no nos apoyan de determinados lugares y de determinados países, tal vez no solamente sea como yo tal vez me imaginaba por la deuda o por el endeudamiento. Tal vez algunos no quieran que sucedan demasiadas cosas como esta que hemos inaugurado hoy en la República Argentina, porque nos convierte, obviamente, en competidores de alta tecnología que es lo que va a diferenciarnos en el futuro.

Si nosotros le agregamos además, lo que somos en materia agroalimentaria, donde estamos con grados de competitividad de excelencia y agregamos las posibilidades que tenemos energéticas, donde hemos tenido la suerte de que se descubriera el segundo yacimiento de gas no convencional acá en la provincia de la Vicegobernadora, el segundo más importante del mundo, no voy a decir quién, pero una vez, un señor muy, muy importante que se sentó conmigo en una reunión, me dijo: “Buenas tardes”. “Qué tal, cómo le va”, le dije y después me dijo: “Ustedes tienen el segundo yacimiento más importante de gas de todo el mundo”. La verdad que me impresionó.

Por eso digo que estemos todos muy atentos, muy atentos porque realmente a veces uno piensa y no es que tenga visones conspirativas ni mucho menos, pero uno que es solamente tal vez por la deuda o por el dinero. Yo creo que es un combo perfecto el que muchas veces quieren hacer, quieren volver a esa Argentina de mano de obra barata, de alto endeudamiento. ¿Te imaginás? Con mano de obra barata, no hay científico que te aguante, se van a otro lado porque le pagan mucho mejor, es lógico, son pocos a los que se les da por hacer artesanías, la mayoría se va, sobre todo, si son jóvenes. Si además no tenés recursos, de dónde sacás la plata para hacer este edificio, este centro de prueba, este banco de prueba que hemos hecho de satélites, de dónde sacás la plata para hacer los satélites, los contratos que firmamos con INVAP, cómo INVAP pasó de 30 millones de dólares de facturar a 200 millones de dólares.

Entonces, todas estas cosas juntas, potencia alimentaria, recursos energéticos, recursos hídricos, recursos humanos altamente calificados y reconocidos en todo el mundo, desarrollo nuclear y además, ¿saben qué?, dirigentes que estamos dispuestos a plantarnos frente a quién sea para defender los intereses de los argentinos, porque lo vamos a seguir haciendo en todos los foros todo el tiempo.

Y para finalizar, la verdad que no me gustaría tener que comparar a este periodistas español con el periodista argentino. Porque la verdad que a mí me encantaría por ahí que, bueno, no se puede vivir en un mundo en el cual todos estén de acuerdo con todos, pero que no mientan, que no digan cosas en contra del país. Porque creen que tal vez con eso lo hacen contra el Gobierno, con la presidenta Kirchner, no sé, contra el Frente para la Victoria, no sé contra quién, están tentando contra su país.

Yo cuando veo gente que tiene el sagrado deber y la vocación honrosa de informar a la opinión pública y lo hace en contra de los intereses de su país, informando cosas que no son, más que rabia o enojo me da un inmenso dolor, porque no saben cuánto mejor nos iría, no si dijeran que soy rubia y alta, no me interesa que hablen de mí, es más, si quieren mañana no pongan mi foto, lo único que les pido es que mañana pongan las fotos de todos estos pibes al lado de los radares en el centro innovación y digan que esto se hace en Argentina. Si no quieren decir que lo hicimos desde el Gobierno con ARSAT y con INVAP, que no lo digan, pero que se lo muestren al resto de los argentinos, porque los argentinos merecen saber que hay jóvenes talentosos, que hay hombres y mujeres que quieren a su país, que además están asesorados por hombres grandes que han visto mejores tiempos en la Argentina y que quieren transferir sus conocimientos y su experiencia a estos jóvenes.

Por ellos, no por nosotros, por ellos es que estoy peleando tanto, porque quiero más ingenieros, más estudiantes en el Balseiro, más científicos, más satélites, más radares, más ciencia, más tecnología, más Argentina para todos y para todas.

Muchas gracias Bariloche, gracias Chubut, gracias Neuquén, muchas gracias a todos, gracias chicos acá del INVAP, de la CONAE, del Balseiro, a todos los científicos, gracias por el aguante que hicieron durante la década que se perdió, vamos por esta década y otra década más para la ciencia y la tecnología.

Gracias.

 

 

Una Respuesta a Inauguramos nuevas instalaciones del INVAP, el CEATSA en Bariloche

  1. Adrián dice:

    Quién dijo que no se puede?!! El límite lo ponemos nosotros!.
    Esta es la MAGIA DE PENSAR EN GRANDE !!!!
    Felicitaciones a INVAP por invertir en los jóvenes ingenieros. Estudiar y aprender está bueno!!! El conocimiento nos da independencia. San Martín no llevaba una biblioteca propia? no fundó la biblioteca de Lima?
    Ese satélite además de mejorar las comunicaciones en el país mueve la rueda de la producción y el conocimiento. Necesita del trabajo del investigador básico, del ingeniero, del técnico de las viejas ENETs, del tornero y del carpintero…es producto del trabajo de todos.
    Felicitaciones!!! Un orgullo tener un satélite geoestacionario propio…tanto como sentirse representado por una Presidenta
    A seguir conociéndonos y queriéndonos!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Más Néstor y Cristina:

 

El servicio jurídico del Ministerio de Desarrollo Social hace denodados -e inútiles- esfuerzos por encuadrar la situación en "defectuoso cumplimiento".
abril 18, 2017

Pedido de nulidad de lo actuado por Ercolini.
abril 18, 2017

Julián recuerda que Néstor les dijo que iba a dar vuelta la ecuación de los recursos destinados a pago de deuda y educación y ciencia y que se iba a destinar, como mínimo, el 6% del presupuesto para educación y ciencia.
abril 13, 2017

Acudiremos de ser necesario, ante la Cámara Federal de Casación Penal, la Corte Suprema de Justicia de la Nación y los Organismos Internacionales de Derechos Humanos.
abril 7, 2017

Las mujeres no sólo nos animamos, sino que además sabemos cuál es el camino.
marzo 8, 2017

Las increíbles vueltas de una “calesita judicial” que retoma los mismos hechos, las mismas conductas y los mismos personajes.
marzo 7, 2017
Sitio Oficial de Cristina Fernández de Kirchner

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS (C) 2013

Sitio Desarrollado por: Dogo Creativo